Escritos

Aquí podréis ver todos los escritos que se han publicado por el momento, si tenéis un escrito de Bejís y os gustaría que apareciera en el blog, enviar un correo a cosasbejis@gmail.com y os lo publicaremos.


  • Escrito "El rodero montesinos" de Lucía Martínez Molina


EL RODERO MONTESINOS

En una de esas noches de cierzo seco y frío en las que ni la luna mira hacia el valle de la Escabia, yel manto helado de la nieve hace temblar a la Juliana, es casi seguro afirmar que ahí no hay nada, nada que aparente respirar o quedar en vida pero una llama aparecía encendida,apenas detectable al ojo humano, al menos desde las masadas,aunque lo suficientemente firme paracalentar a la familia Montesinos;allá en la grieta que repliega la montaña y que debe esconder tantos detalles no descubiertos por no ser explorados.


La escalada fue al estilo libre mordiendo desesperado por el dolor la cuerda que haría la mudanza ,enzarzó con otras pequeñas uniendo escalones y así servir de cómoda escalera
cuando volviese de sus robos cargado de animales y demás con el único propósito de alimentar a su familia;el hambre no tenía donde mirar y esto interponía la forzosa necesidad al riesgo y al peligro de ser alcanzado por la mano justa de las gentes que sólo hacían que defender lo que tanto esfuerzo suponía; el Rodero Montesinos les quitaba a los que tampoco tenían y que tuvieron que labrarse los bancales en las mismas montañas para ir tirando ; con un sacríficio sobrehumano iban criando algún animal del que sacar

su leche,sus huevos y sus carnes;el Rodero había hecho mucho mal,demasiado y seguía haciéndolo; robaba a los que apenas tenían para su propio sustento y tenían que tener para sacar adelante a la familia Montesinos .La sangre de las gentes de Bejís fue llegando a ebullición hasta que la indignación y la necesidad pudo más que el miedo a enfrentarse con alguien sin escrúpulo alguno.


El pequeño apenas se podía mantener ya en pie y sus ojos parpadeaban al son hipnótico de la fogata que la madre procuraba ya no alentar para mantener el rescoldo durante la noche, era peligroso dejarla arder a pesar de la inclemencia del tiempo, el rugir de las gentes del valle se intuía extremo en los últimos días y podía esperarse todo.
El padre bajó en busca de agua, confiado de la intensa oscuridad; sus huellas, sin embargo ,iban dibujando claramente su trayecto, no necesitaba lumbre , el camino estaba memorizado en su cabeza pero las gentes con reducidas antorchas serían capaces de verlas cual lucero en noche clara ;no vio el aviso el rodero ,concentrado en recoger el encargo de agua de su familia y allá lo cazaron.
Nada más se supo ni se volvió a hablar del rodero Montesinos, la historia pasó en secreto de boca en boca susurrándose sin querer que el eco de las palabras alentara a otros a refugiarse
en su cueva.


La grieta de Escabia desde entonces pasó a llamarse la cueva Montesinos, cual cueva señala el escritor del Quijote que le dejó explorar descubriendo un sinfín de tesoros y aventuras pero que a ésta sólo se queda la trágica aventura que protagoniza la mujer de Montesinos que simulando las faraonas egipcias siguió el mismo sino que su esposo voluntariamente a pesar de sacrificar al pequeño junto a ella, quizás la desesperante espera o el hambre insufrible o el insoportable frío hicieron que desplomarse en el vacio acariciase un halo de esperanza.


Desde hace dos siglos que no ha vuelto a nombrarse un relato más estremecedor que éste del rodero Montesinos, aunque Jacinto Clemente Fornas explica que su padre le contaba de otros, ninguno llegó a identificarse tanto con una fatalidad familiar y este lamentable detalle provoca lástima en el recuerdo de las gentes de Bejís y queda una vez más en el rincón más entrañable de su memoria.

La cueva de Montesinos sigue allí en la grieta de la Escabia inaccesible,no ha nacido aún otro “rodero” que se atreva a ocupar el espacio de la familia Montesinos,¿o sí?

Lucía Martínez Molina



  • Escrito de "A LA OLIVA" de Lucía Martínez Molina:


A LA OLIVA

La bonanza de este otoño junto a las lluvias y el  poco calor de este verano ha hecho pintar pronto la oliva y hay mucha; el pistoletazo de salida lo darán en la reunión de la almazara de noviembre y cuando se fija el día todos a comenzar aunque no esté el cien por cien de la cuadrilla, vendrán el fin de semana.

   Cada mañana despierta el bramido de las mulas con cestas de comida, hay que aprovechar el máximo tiempo, mantas verdes, cajas de plástico, sacos, capazos, varas, serruchos que arriman la olivera a tierra, guantes y demás modernos artilugios que aseguran mayor
comodidad en cada campaña que llega.

  Sí el día es bueno mejor, sí es malo igual se sale, aún si llueve por
si escampa; El mono, pantalón viejo, el jersey mejor agujereado, el peor calzado…la oliva mancha y no se va.

   Llegar y preparar las mantas, colocadas artística y estratégica-
mente, para recoger todas y no plegar del suelo ni una: superpuestas enzarzadas, sujetas con pinzas o piedras, esquivando el barranco
o la acequia, las que se tengan, cuanto más mejor.

Comienza la pelada de la olivera; por arriba los hombres serrucho en mano, el banco se alterna con jóvenes , mujeres y algún chiquillo
curioso que juguetea y las pisa y las aplasta, menos faena para la almazara; se peina la olivera, ni una queda, acaso las ramas más altas media docena dejan, no más, para los tordos.

La recogida maestra con las mantas; hay que abocar de la manta a la caja o al saco; a cargar a la mula y a recoger la manta; con suerte sólo es desplazarla a la olivera siguiente, si no a otro bancal; plegar las mantas en doble y mitad y doblando de punta a punta; se vuelven a estirar y a colocarlas en la siguiente olivera, otra vez lo mismo, os músculos calientes y en la monotonía de la sacudida se va
manifestando el esfuerzo.

Ya es hora de hacer fuego para en media hora comer; el merecido
descanso en el que se comenta lo que ha costado ésta, lo que costará
aquella…hoy un poco de vino para calentar también el ánimo, de postre turrón, un extra.


Y a volver al tajo, quedan dos horas de luz, sí la olivera es grande sólo será ésta por hoy.
Ya oscurece, hay que acabar; recoger, cargar cajas, doblar mantas repasar algún olvido y para la caseta; a limpiar el pomo y encajar para hacer cola, hoy pesan.

Acaba el día, la cena será de caliente, hace frío, apetece después de un día de pan ,embutido y carne.
Todo el cuerpo entumecido, engarrotado, cansado pero satisfecho, ha sido un día aprovechado, y es un día más que nos hemos encontrado,
la oliva,!Ya se sabe!

Mañana a volver a empezar: otro día, otro bancal, otra olivera, otras ramas, las mismas mantas, las mismas cajas, los mismos capazos, los mismos guantes…sea como sea  hay que coger……………
…………..EL MEJOR ACEITE DEL MUNDO.

                                                          Lucía Martínez Molina




  • Escrito de "BEJÍS, LA GOTA QUE COLMÓ" de la agrupación socialista de Bejís:



BEJÍS, LA GOTA QUE COLMÓ

Después de años de mal gusto nos hemos hecho al hecho;un sinfín de detalles vistos o sentidos han ido confeccionando ese perfil de ayuntamiento de que se dispone,y es que no hay más.
Se cambió la emblemática fuente de la plaza y se desterró a la Ballestería;aquella tenía un dulce olor a moho antiguo,ésta no huele ni da sentido a nada.
Se adornó rematando la transformación del  ayuntamiento con unas canaleras fuera de lugar, ésto es que parecen de un lugar fuera de aquí, como más al sur, hemanándose con el simulacro de feria sevillana que encabeza ,de unos años acá ,nuestras fiestas patronales y demás.
Los arcos ya rezuman el triste andar de lo que no se acaba bien y se va difuminando en el
recuerdo de la memoria.
Convertido en albero gigante esperamos un final más feliz para el horno viejo,tal vez otro
milagro de la primavera.
Y ahora tú,!oh gota ¡ que consigues ir contra natura dejas de ser incolora,inolora e insípida para despegarte del suelo de inoportunos bloques blancos y provocarnos la sensación de desagrado y sospecha de poder amedrentar a cualquier caminante que quisiera arrimarse a nuestro amado pueblo ¡ojalá no!;gota que surges del personal capricho y mandato de la alcaldesa(dicho literalmente por ella)que has costado 6000 euros más gastos de grua y que quizás tu adecuado sitio fuese en “La Planta”ya que eres marca comercial del agua de Bejís.........
Esta vez era tan fácil como mirar alrededor y decidir cual centenario olivo pudiera hacer los honores ;es preciso recurrir a la memoria para que nos diga el nombre exacto de las cosas.


                                                                                        Agrupación socialista de Bejís


Recuerda que si quieres comentar puedes en las diferentes entradas de cada escrito.



Decoración de blog, suministrada por:





Aviso legal: Los textos que se encuentren en este apartado en el apartado Escritos, NO están sometidos a la licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional, que se especifíca en el pie de la página web.

No hay comentarios:

Translate this blog